A 9 AÑOS DE LA MASACRE DE DIPUTADOS DEL VALLE: FAMILIAS EXIGEN A LAS FARC PEDIR PERDÓN Y CONTAR LA VERDAD

 diputados-del-valle

–Pedir perdón y contar la verdad, exigen a los cabecillas de las Farc los familiares de los once diputados del Valle al cumplirse 9 años de haber sido asesinados cobarde y vilmente por el grupo guerrillero en absoluta y total indefensión.

La demanda la formulan en una carta que enviarán a los integrantes del equipo negociador de las Farc instalados en La Habana, a través del senador vallecaucano Roy Barreras, quien precisamente es acompañante del gobierno en las conversaciones de paz en la capital cubana.

El hecho es que los diputados de la Asamblea del Valle, secuestrados el 11 de abril de 2002, fueron muertos a tiros por la espalda. Recibieron 95 disparos de fusil AK-47, según el informe de Medicina Legal y de la Fiscalía.

La masacre fue confirmada por los cabecillas de las Farc el 28 de junio de 2007 en un comunicado en el cual, sin embargo, no asumieron su responsabilidad por el pavoroso crimen.

En efecto, afirmaron que los “…11 diputados de la Asamblea del Valle que retuvimos en abril de 2002, murieron en medio del fuego cruzado cuando un grupo militar sin identificar hasta el momento, atacó el campamento donde se encontraban”.

Los asesinados fueron los diputados Juan Carlos Narváez, Jairo Hoyos, Alberto Quintero, Edison Pérez, Héctor Fabio Arizmendi, Javier Giraldo, Ramiro Echeverri, Rufino Varela, Carlos Charry, Carlos Barragán, Nacianceno Orozco

“Sobrevive el diputado Sigifredo López, quien no estaba en ese instante junto a los demás retenidos…”, complementó el escrito del grupo guerrillero.

Sigifredo López siguió en poder del reducto de las Farc hasta el 5 de febrero del 2009, cuando fue liberado en una operación humanitaria bajo la cooperación entre el gobierno colombiano, del gobierno de Brasil, el Cicr y “Colombianos por la Paz”. Y para colmo de males la fiscalía lo metió a la cárcel al señalarlo “cómplice” del secuestro y la matanza.

El secuestro colectivo de los diputados fue ejecutado por un grupo de guerrilleros que irrumpió a las 10 y 45 de la mañana del 11 de abril de 2002 en el recinto de la Asamblea bajo el disfraz de la fuerza pública con el argumento de desarrollar una evacuación por una supuesta amenaza de bomba.

Un policía de nombre Carlos Alberto Cendales, que se percató del engaño y trató de dar la alarma fue asesinado a cuchilladas.

Cinco años más tarde se produjo el doloroso desenlace del secuestro colectivo, cuando fueron masacrados a sangre fría los dirigentes políticos.

“Todas las muertes fueron resultado de múltiples heridas de bala. En la mayoría de los casos (las trayectorias de los disparos) vienen de diferentes direcciones. En nueve de ellos, los disparos fatales son en el pecho y/o abdomen. En dos, en la cabeza con evidencias de disparos de corta distancia”, expresó en septiembre de 2007 una Comisión Internacional Forense liderada por la OEA que investigó las causas del deceso.

Tras su investigación, la Fiscalía colombiana concluyó que “la autoría del múltiple homicidio es responsabilidad absoluta de las Farc”.

Este sábado en un acto especial en el salón de sesiones de la Asamblea del Valle, en la ciudad de Cali, en el mismo recinto del cual fueron sacados con engaños los diputados, se rinde un homenaje póstumo a su memoria con la presentación del Vídeo ‘9 años sin los diputados del Valle del Cauca’.

“Ad portas de la firma del acuerdo de paz, que va a ser realidad, necesitamos que la guerrilla nos diga qué pasó ese 18 de junio (…) ellos han expresado que su propósito es pedir perdón y decir la verdad. Si eso es así, viajaríamos a La Habana a escuchar su versión, pero si no, a nada tendríamos que ir allá”, dice la carta que enviarán a las Farc.

Desde que se produjo la matanza, año a año, las familias de los once diputados del Valle han venido reclamando justicia, reparación y la verdad, pero el múltiple crimen sigue en la impunidad.

Versiones entregadas a la fiscalía por varios desmovilizados afirmaron que el plagio colectivo fue cometido por hombres del frente Manuel Cepeda Vargas y del Bloque Móvil Arturo Ruiz, apoyados por integrantes del Frente 30, que fueron entrenados durante dos meses en un campamento, ubicado en el sitio La Pinera, en Peñas Blancas.

“Participaron tres comisiones del Arturo Ruiz con gente de los frentes Manuel Cepeda y 30. Los milicianos del Manuel Cepeda se encargaron de todas las labores de inteligencia en la asamblea. Capitalizaron la descoordinación que existía en ese momento entre la Policía y el Ejército”, informó un investigador del Gaula.

El uniformado reveló que cuatro días después del plagio, una comisión al mando de alias Sebastián, le entregó los diputados a miembros del Frente 60.

Entre los cerebros de esta acción demencial de las Farc figura alias ‘Pablo Catatumbo’, actual miembro de la cúpula de las Farc, y quien además hace parte del grupo negociador del grupo guerrillero en La Habana.

Otros que planearon el secuestro, pero que están muertos, fueron Milton Sierra, alias JJ, cabecilla del frente Manuel Cepeda Vargas, abatido en junio del 2007 en un operativo de la Armada en el corregimiento de Cajambre, jurisdicción de Buenaventura. Ese mismo año, Obdulio José Peña, alias Franco Benavídez, comandante del Bloque Móvil Arturo Ruiz, murió en un enfrentamiento entre las Farc y el ELN.

Otros que participaron son alias ‘Santiago’, segundo jefe del frente Manuel Cepeda, y alias ‘Franco Benavídez”, cabecilla del Bloque Móvil Arturo Ruiz. También participó alias Mincho, del Frente 30.

POR: ASOMECOS AFRO

asomecos – who has written posts on www.asomecosafro.com.co.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *