ESCRITORES AFROCOLOMBIANOS- TERESA MARTÍNEZ DE VARELA

Cuentan que cuando contemplaba su escritorio repleto de manuscritos que no encontraban quien los publicara, su voz adquiría un tono quejumbroso. Se sentía incomprendida. Por ser mujer y, además, negra. Creía que algún día su trabajo sería reconocido. Careció de apoyo editorial y cuando algún texto suyo llegaba a la imprenta, lo hacía sin apenas publicidad y distribución comercial. Falleció sin conocer un aplauso justo. En 2009 apareció su biografía, En honor a la verdad, con la clara intención de rescatar del olvido a Teresa Martínez de Varela Restrepo (1913-1998), oriunda del Chocó, el departamento colombiano bañado por las aguas del Pacífico y el Atlántico en el que se concentra gran parte de la población afrocolombiana. Esta mujer polifacética —escritora, maestra, musicóloga, pintora, activista— fue una de las grandes damas de la intelectualidad afrocolombiana del pasado siglo. Y, con todo, una gran desconocida.

Se la conoce por ser la madre de Jairo Varela, fundador del famoso Grupo Niche, banda de salsa surgida en la década de 1980 que goza de gran popularidad en Latinoamérica. Lo que no todo el mundo sabe es que Martínez de Valera —que en ocasiones se ocultaba bajo el pseudónimo de Lisa de Andráfueda— posiblemente fue la primera mujer negra colombiana en publicar una obra literaria. En su primera novela, Guerra y amor (1947), acercó a sus lectores acontecimientos de ese conflicto bélico que asolaba la lejana Europa, la Segunda Guerra Mundial. En Mi Cristo negro (1983) dio cuenta de la pena de muerte impuesta al poeta Manuel Saturio Valencia, el último fusilado en Colombia. Su versión del proceso, sentencia y muerte de este, otro chocoano, al igual que ella, contribuyó a convertir la figura de Valencia en un referente de la lucha contra el racismo y la reafirmación de la identidad regional negra en la escena sociocultural del país. Cultivó también el teatro (El nueve de abril, sobre las revueltas y protestas populares que siguieron al asesinato del político Jorge Eliécer Gaitán en 1948; Las fuerzas armadas; La madre fósil) y la poesía, con poemas en los que trataba temas religiosos, el amor y el desamor, muchos de ellos con una gran dosis humorística (Pirotecnia de la fe, Fragua de Marte, Alucinaciones o dimensión desconocida, Ciudades de Colombia,Vivencias de una tormenta de amor). Sus versos mezclaban los ritmos tradicionales, con gran influencia de, sobre todo, el modernismo latinoamericano, con afrocolombianismos. Escribió ensayos sobre aspectos culturales, geográficos y políticos de su tierra, el Chocó, firmó una ópera (La Virgen loca), compuso himnos institucionales, boleros, acrósticos con los que rendía tributo a personas ilustres, y hasta un pasodoble dedicado a Bogotá. Recorrió el país ofreciendo recitales de poesía y entabló amistad con el poeta Jorge Rojas, figura destacada de la escena cultural bogotana.

En toda su producción se revela un hondo conocimiento del folclor literario y musical de su tierra. Hallaba la inspiración en los bogas, los trabajadores de origen africano que remontaban el Magdalena, que comunica el Caribe colombiano con el interior del país, para aprovisionar los territorios bañados por el río. Sus danzas, rituales y música tiñen las palabras de Martínez de Varela. Estas celebran la memoria del africano arrancado del continente que le vio nacer y forzado a echar raíces en otro. Su obra introduce una nueva voz, la de la mujer afrocolombiana, así como su lucha, enfrentada a una doble invisibilidad, como mujer y como negra.

A Martínez de Varela le dolía que la crítica literaria no fuera benévola con ella. Su obra no gozó de gran circulación y la posteridad no le reservó un puesto en las letras nacionales. No hablaba de influencias, pero leía a Cortázar y a Borges, admiraba a Victor Hugo y su Los miserables, y a la escritora abolicionista Harriet Beecher Stowe. Y, huelga decir, a Candelario Obeso, a cuyo ritmo y dicción le deben tanto muchos de los autores que le siguieron.

POR: JOSEFINA CORNEJO

asomecos – who has written posts on asomecosafro.


Un pensamiento en “ESCRITORES AFROCOLOMBIANOS- TERESA MARTÍNEZ DE VARELA”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *